BUSCA TELLO GARANTIZAR EL DERECHO A LA JUBILACIÓN

El Gobernador Alejandro Tello dejó en claro que, con la reforma a la Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales para los Trabajadores del Estado de Zacatecas (Issstezac), se generan las condiciones para que se respete la jubilación de las y los derechohabientes.

Recalcó que la iniciativa de ley presentada al Poder Legislativo no busca vulnerar ni lastimar a las y los trabajadores, sino todo lo contrario, que es preservar el derecho a una jubilación, por lo que debe someterse al análisis profundo, de cara a la sociedad, para darle viabilidad a este organismo y al Estado mismo.

El Gobernador Alejandro Tello admitió que la realidad del instituto de pensiones es muy delicada, por lo que, después de trabajarse con un equipo de actuarios expertos en la materia, en responsabilidad, se envió al Congreso del Estado una iniciativa robusta, muy completa, que debe ser analizada y discutida a fondo.

“Esta reforma es necesaria y no hacerlo sería una irresponsabilidad de mi parte, porque se dejaría a las y los trabajadores sin el derecho a una jubilación; ahora corresponde al Poder Legislativo, en el tiempo que sea necesario, analizarla, discutirla, valorarla y, en su caso, aprobarla”, externó.

El Ejecutivo estatal reconoció que este cambio en la Ley del Issstezac le genera mayor presión al Estado y contempla mayores aportaciones de las y los agremiados, así como suprimir algunas aportaciones; por ello, el Poder Legislativo debe hacer las adecuaciones que considere pertinentes por el bien de las y los trabajadores.

Al ponerse a la disposición del escrutinio público y asegurar que tiene las manos limpias, Alejandro Tello reconoció que su administración no ha dejado de cumplir sus obligaciones con el Issstezac, y lejos de considerar a este organismo como una “caja chica”, en su Gobierno, de forma legal y legítima, se le han inyectado recursos financieros sin precedentes, que se pudieron usar en temas de seguridad o salud.

Reiteró que, en responsabilidad, se tienen que hacer cambios porque, de otra forma, los pensionados no podrán acceder al fondo de pensiones, y si la Auditoría Superior del Estado (ASE) encuentra que hubo excesos, malos manejos, salarios indebidos y préstamos a personas ajenas, que se castigue.

El Gobernador Tello explicó que él recibió 3 mil 200 jubilados y en cinco años ya son 4 mil 600, quienes de forma natural y por derecho llegaron a una edad para el retiro, y es por ello que se busca que en los próximos años haya la factibilidad para cubrir los recursos de otra cantidad similar de derechohabientes.